ALGUNAS CUESTIONES QUE ME DEJA 2018:

A) Un apunte: Estoy convencida, comos vosotras (personas) seguro, de la importancia que tiene el lenguaje. En este sentido, solo os dejo mi reflexión en torno a la palabra “colectivo”.

Yo no soy muy amante de esta palabra, pienso que segrega, limita… establece fronteras dentro de una humanidad diversa que no ayuda a que desarrollemos relaciones libres de prejuicios. Históricamente se ha usado mucho y actualmente aún se usa. Ha ayudado mucho en el ámbito psicosocial a establecer acciones, crear organizaciones, especializar recursos… sin embargo, cada vez estoy más convencida que “colectivo” tiene un lado “pesado” que nos impide dar el salto a los nuevos paradigmas… es como si reforzara con energía la “otredad”, la otra, lo otro, lo ajeno, lo extraño, lo desconocido… Y me pregunto ¿yo a qué colectivo pertenezco entonces?.

B) Una aclaración: la vulnerabilidad no está en la persona, es el contexto el que hace vulnerable a las personas. Por eso no nos conviene ni nos ayuda decir que las personas con discapacidad intelectual o del desarrollo “son más vulnerables”. Tampoco ese discurso les ayuda. Debemos hablar con propiedad. Si decimos que las personas lo son, seguimos poniendo el foco y peso en la discapacidad y no salimos de los viejos paradigmas médicos y de cuidados. Por favor, prestemos atención a las palabras.

C) Una brevísima reflexión desde humildad: Marta siempre está. Ella no reclama, solo es una amiga que disfruta de lo que hay y no exige porque comprende. tampoco yo la exijo ni la reclamo nada. Solo estamos. Y es hermoso porque con su visión, sus capacidades y dificultades, siempre aparece, de manera constante y como un latido sin perder fuerza. Y yo también, con mis dificultades sin certificado. Quiero aprender de su agradecimiento y enseñarlo a otras amigas y amigos… “no pedir: recibir, dar, estar”.

D) Un regalo: redescubrirle después de unos años, después de acompañarle en su tierna infancia, Borja y su familia aparecen de nuevo y con mi mirada cambiada, les brinda de nuevo mi “YO” para ir juntos hacia su deseado futuro. Entrar de lleno, y en la profundidad, de las vidas de quiénes te dan acceso, es un regalo, un tesoro preciado, una suerte que si sabes aprovechar, sin duda, te hará mejor persona, te liberará de prejuicios y te descubrirá un mundo repleto de sorpresas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s